Preparar a su adulto mayor para una experiencia de alta hospitalaria sin estrés

Preparar a su adulto mayor para una experiencia de alta hospitalaria sin estrés

alta hospitalaria

Las personas mayores y los cuidadores a menudo se enfrentan a una lista aparentemente interminable de preparativos y tareas a medida que se acercan a la transición del hospital a la atención domiciliaria. La transición de la atención hospitalaria al tratamiento ambulatorio puede ser un momento confuso y estresante para los pacientes. El paciente no solo necesita obtener la medicación necesaria y encontrar un medio para que lo lleven a casa, sino que algunos pueden experimentar estadías prolongadas en el hospital debido al estrés que implica esta mudanza.

Para garantizar una experiencia de alta libre de estrés, las personas mayores y sus cuidadores deben prepararse para la transición. Dar los pasos necesarios ahora los ayudará a sentirse más relajados y hará que el proceso sea más placentero.

¿Qué es un alta hospitalaria?

Alta hospitalaria es el proceso de transferir a un paciente de un hospital a otro tipo de centro de salud. Los pacientes pueden ser dados de alta del hospital si ya no requieren tratamiento médico o si están listos para irse a casa. También pueden ser dados de alta mientras aún están en el hospital para recibir atención especializada de forma ambulatoria.

Un plan de alta incluye información sobre qué medicamentos y tratamientos necesitará el paciente después de salir del hospital, incluidas las citas de seguimiento que deben programarse. También debe tener información sobre cualquier restricción de actividad o dieta y otras instrucciones para el manejo de la atención domiciliaria.

Por otro lado, las personas mayores y los cuidadores deben estar preparados para un alta hospitalaria que incluye tanto aspectos médicos como no médicos. Algunos factores no médicos incluyen completar registros financieros y obtener información de médicos y otros proveedores, si corresponde.

¿Por qué las personas mayores están luchando con el proceso de alta hospitalaria?

Las personas mayores y sus familias enfrentan muchos desafíos cuando se trata del proceso de alta hospitalaria. El principal desafío consiste en cambiar de cuidadores, lo que puede ser difícil para las personas mayores que pueden estar acostumbradas a una rutina. Otro desafío es cuidar al paciente en casa después del alta hospitalaria.

Otra preocupación de las personas mayores y sus familias es que se debe poner más énfasis en llevar al paciente a casa lo antes posible, incluso si el paciente todavía se está preparando o necesita irse a casa. El período de transición del hospital a la atención domiciliaria puede ser frustrante y confuso para las personas mayores que enfrentan el estrés de una estadía prolongada en el hospital.

Una experiencia de alta exitosa comienza con un buen plan. Las personas mayores y sus cuidadores deben considerar estos desafíos comunes y tomar las medidas necesarias para evitarlos antes de programar el alta. Esto les ayudará a olvidarse del estrés de una larga estancia y facilitará la transición del hospital a la atención domiciliaria.

¿Cuáles son algunos de los desafíos que enfrentan las personas mayores durante y después del proceso de alta?

desafíos experimentados por los ancianos después del alta

Las personas mayores experimentan mucho estrés durante el proceso de alta hospitalaria. Estos son algunos de los desafíos que pueden enfrentar:

  • Falta de conocimiento sobre cobertura de seguro y opciones de pago.
  • Incapacidad para comunicarse de manera efectiva con los profesionales de la salud debido a las barreras del idioma o la pérdida de audición
  • La necesidad de asistencia con actividades básicas como bañarse y vestirse.
  • Movilidad limitada debido a condiciones médicas o edad.
  • Dificultad para entender las instrucciones de alta
  • Dificultad para acceder y comprender las instrucciones de los medicamentos.
  • Potencial de readmisión debido a errores de medicación o cuidados posteriores inadecuados
  • Incertidumbre sobre qué hacer en casa tras el alta hospitalaria.
  • Sentirse apurado durante un proceso de transición de alta hospitalaria.
  • No saber si hay necesidad de citas de seguimiento después de salir del hospital.

Un cuidador puede ayudar a abordar estos desafíos. Pueden comunicarse de manera efectiva con los profesionales de la salud y ayudar a las personas mayores a mantenerse activas e independientes después del alta hospitalaria. Además, la mayoría de los cuidadores están familiarizados con los desafíos de la planificación del alta hospitalaria y pueden ofrecer consejos sobre cómo aliviarlos.

¿Cómo deben prepararse las personas mayores para el alta hospitalaria?

Las experiencias de muchas personas con los hospitales son desagradables, por lo que puede ser molesto pensar en abandonar el hospital después de la cirugía. Si bien puede ser difícil pensar en ello, hay pasos que las personas mayores y los cuidadores pueden tomar para evitar la ansiedad mientras esperan el siguiente paso en el proceso de alta.

1. Reúna la información y el papeleo necesarios

recopilar la información y los documentos necesarios

Antes de llegar al hospital, es fundamental que tengas todos tus registros médicos en orden. Esto incluye recetas, medicamentos actuales, información de seguros y números de seguro social. Si no tiene estos documentos a mano, puede llevar más tiempo completar el proceso de alta.

Para asegurarse de que todos sus registros estén correctos, pídale a su médico o cuidador que los lleve al hospital. De esa manera, evitará problemas que resulten en demoras o confusión. También debe llevar todos los documentos financieros, incluidos los extractos bancarios y las cuentas de jubilación.

2. Revise las instrucciones de alta con su médico

Su médico le dará instrucciones específicas sobre cómo cuidar a su adulto mayor durante el período de recuperación después de que le den de alta del hospital. Asegúrese de que estas instrucciones sean claras antes de salir del hospital para que pueda seguirlas cuando cuide a su ser querido en casa.

Si necesitas ayuda pagar la factura del hospital de su ser querido, Hable con el personal del hospital sobre la posible asistencia. Si no se entera con anticipación, es posible que llegue al hospital y le digan que no puede reclamarlos como dependientes.

3. Encuentra un cuidador adecuado

encontrar un cuidador adecuado

Su ser querido necesitará ayuda para adaptarse a la vida en el hogar nuevamente, así que asegúrese de que tenga a alguien que pueda apoyarlo mientras usted se ocupa de otros asuntos (como hacer mandados o cuidar a otros miembros de la familia). Esta persona debe estar familiarizada con su rutina diaria y saber cómo lidiar con posibles problemas médicos que puedan surgir después de que deje el hospital.

Para un alta hospitalaria sin estrés, elija un cuidador que pueda brindar apoyo emocional a personas mayores durante el período de transición. Para encontrar al cuidador adecuado, pida a los familiares o a un profesional que le recomienden a alguien dispuesto a asumir esta responsabilidad. También debe considerar otras necesidades que pueda tener su ser querido, como el transporte y las comidas.

4. Asegúrese de que el equipo médico y las recetas médicas necesarias estén disponibles

Es fundamental que tengas la equipos médicos y medicamentos necesarios disponible para su ser querido cuando se vaya a casa. Esto asegurará que puedan tomar sus medicamentos correctamente, previniendo complicaciones innecesarias.

Si necesita aclaración sobre el procedimiento para obtener el equipo médico y los medicamentos necesarios, solicite asistencia al personal del hospital antes de irse. Si tienes que esperar un poco antes del alta, recuerda que los profesionales sanitarios pueden aprovechar este tiempo para organizar tu ingreso y asegurarse de que todo transcurra sin problemas.

5. Organizar servicios de transporte

Asegúrese de hacer arreglos para las necesidades de transporte de su ser querido, como una silla de ruedas, un andador o un vehículo accesible, para llevarlo a casa de manera segura. Pídale al personal del hospital que proporcione estos servicios de transporte para su ser querido para que no tenga que ser responsable de organizar estas cosas en el último minuto. Asegúrese de que su plan de alta hospitalaria incluya una lista de necesidades de transporte y la información de su seguro para que pueda resolver cualquier problema que pueda surgir con este servicio.

6. Almacene alimentos saludables para mantener una dieta saludable

abastecerse de alimentos saludables

La preparación de su adulto mayor para una experiencia de alta hospitalaria sin estrés comienza con abastecerse de comidas saludables y fáciles de preparar. Esto asegurará que su adulto mayor obtenga la nutrición que necesita para mantener sus niveles de energía durante la transición de regreso a casa.

Con una lista de comidas favoritas en mente, asegúrese de tener todos los alimentos que puedan necesitar disponibles en casa. Esto incluirá frutas y verduras frescas, proteínas magras como pescado o aves y productos lácteos. También debe comprar una variedad de condimentos y otros utensilios de cocina para que puedan hacer comidas saludables para comer en casa.

7. Haga citas de atención de seguimiento

Una vez que llegue a casa, debe programar citas de seguimiento con su médico para asegurarse de que su ser querido se esté recuperando bien. Puede usar este tiempo para determinar cuándo deben regresar al hospital si experimentan alguna complicación o molestia. Asegúrese de que su adulto mayor mantenga una dieta y un estilo de vida saludables mientras se recupera de la cirugía.

Para discutir la planificación del alta con su médico, asegúrese de que esta información esté disponible para usted y su cuidador.

pensamientos finales

Es probable que su ser querido experimente muchas emociones mientras está en el hospital y espera el alta. Estos pasos pueden ayudar a que la transición de regreso a casa sea menos estresante y más exitosa. Esto ayudará a que su ser querido se mantenga sano y cómodo durante su recuperación.

Suponga que usted o sus seres queridos necesitan atención profesional, especialmente aquellos con problemas de salud crónicos. En ese caso, Serenity Senior Care puede brindarle la atención más completa y compasiva disponible.

Para saber más sobre nuestro servicio, Contáctenos ¡hoy! Estaremos encantados de responder a sus preguntas y proporcionarle más información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *